Las manchas solares preocupan a astrónomos y a médicos

Artículo original de lagranepoca.com

"No solo afectan el clima terrestre y espacial sino que aumentan o disminuyen los estados depresivos y la incidencia de otras enfermedades"

Por Anastasia Gubin - La Gran Época

Las manchas solares observadas en 1610 por Galileo Galilei cuando estrenó su nuevo telescopio son un motivo de prolongados estudios según informa un reporte del equipo de Ciencia de la NASA por sus efectos en el clima terrestre y espacial, sin embargo no solo las estudian los astrónomos, sino que estudios médicos las relacionan con el aumento de incidencia de algunas enfermedades.

En el informe de la NASA publicado en marzo, los científicos explican que las manchas solares comenzaron a registrarse en el Observatorio de Zurich desde 1849, a diario, sin embargo se cuenta con estadísticas anteriores.

Estos registros anteriores son muy valiosos para comprender los ciclos solares. Se conoce por ejemplo que en el siglo XVII fueron vistas muy pocas manchas entre 1645 y 1715.

El Sol fue muy observado durante ese tiempo, ya que correspondió al período llamado “la pequeña edad del hielo”, por esta razón se piensa que el Sol tiene una gran relación con el clima terrestre.

Durante la pequeña edad del hielo, el frío fue prolongado e intenso, los ríos se congelaron y la nieve se mantuvo los 12 meses del año en bajas alturas.

Los científicos de la NASA señalan que el Sol tenía períodos similares en tiempos más remotos.

Observando los registros se descubrió además que cada 11 años el número de las manchas baja a su nivel más bajo. A este ciclo se le da el nombre de Ciclo de Maunder.
Las manchas solares y la medicina

Las manchas solares no solo afectan al clima de la Tierra sino el ánimo de las personas, exacerbando o disminuyendo los síntomas de algunas enfermedades, según un estudio elaborado por el Médico Cirujano y Psiquiatra Fernando Ivanovic Zuvic, especialista de la Clínica Psiquiátrica del Hospital de la Universidad de Chile en Santiago.

El estudio publicado en 2010 en la revista médica explica que se estudiaron los registros de 450 pacientes del psiquiátrico, entre ellos un 66% depresivos y un 34% maníacos.

De acuerdo con la investigación del psiquiatra, se constató que aumentó en forma notoria la incidencia de hospitalizaciones por depresión de estos pacientes durante los años en que la actividad solar disminuyó.

Por el contrario, durante los ciclos de mayor actividad y más manchas solares, las manías incrementaron [incidencias de hospitalizaciones], aunque en este caso no tan marcado como en las depresiones.

Según el Dr. Ivanovic en la medida que aumentan las manchas solares se eleva la emisión de la energía bajo la forma de espectro de radiaciones rayos gamma, rayos X, rayos ultravioleta e infrarroja además de la luz visible que es sólo una parte pequeña.

El médico explica que de esta manera el Sol durante su máximos y mínimos, puede conducir a una mayor prevalencia de ciertas enfermedades mentales, metabólicas y autoinmunes entre otras.

Manchas solares, fáculas y gránulos

Las manchas solares aparecen como manchas oscuras en la superficie del Sol y en estos lugares las temperaturas caen a alrededor de 3700 K [medida de temperatura Solar], en comparación con 5700 K para la esfera de fotones circundante.

Por lo general duran varios días, y algunas más grandes pueden permanecer por varias semanas.

Las manchas solares corresponden a regiones magnéticas en el Sol con intensidades de campo magnético miles de veces más fuertes que el campo magnético de la Tierra.

Las manchas solares generalmente vienen en grupos de dos conjuntos de puntos. Un juego tendrá el campo magnético positivo o norte, mientras que el otro tendrá el campo magnético negativo o sur. Se observa que en la parte más oscura, el campo magnético es más fuerte, mientras que el campo es más débil en la parte más suave.

Contrario a las manchas que son oscuras, en el Sol se observan las fáculas son zonas que se ven brillantes. Son más visibles en el limbo o borde del Sol.

Estas fáculas también son áreas magnéticas pero el campo magnético se concentra en haces más pequeños que en las manchas solares. Mientras que las manchas solares tienden a hacer que el Sol parezca más oscuro, las fáculas hacen que se vea más brillante.

Durante un ciclo de manchas solares, las fáculas realmente aumentan más entre las manchas solares y hacen que el Sol aparezca ligeramente más brillante, como un 0,1% más.

En las fotografías solares también uno puede observar los gránulos, que son pequeñas áreas de alrededor de 1000 km de diámetro.

Estos gránulos abarcan toda la extensión entre las áreas cubiertas por las manchas solares. Corresponden a las cimas de las células donde converge el fluido caliente. Éste se eleva desde el interior de las áreas brillantes y se extiende por toda la superficie, luego se enfría y más tarde se hunde hacia el interior “a lo largo de las calles oscuras”, señalan los astrónomos de la NASA.

Los gránulos individuales duran sólo unos 20 minutos. El patrón de granulación está en continua evolución en forma de gránulos viejos, que son dejados de lado por otras de reciente aparición. El flujo dentro de los gránulos puede alcanzar velocidades supersónicas de más de 7 km /s y puede producir sonidos explosivos o ruidos que generan las ondas en la superficie del Sol.

Artículo original de lagranepoca.com

POSTED BY Web Master on Mar 17 under Noticias(News)

Leave a Comment

If you would like to make a comment, please fill out the form below.

Name (required)

Email (required)

Website

Comments

Copyright 2008-2009 SHOFAR BLOG | Powered by Ministerio Shofar


Video & Audio Comments are proudly powered by Riffly